Según publica el diario digital, https://castillayleonesdeporte.com, el Tribunal del Deporte de Castilla y León-TADCYL- en fecha 28 de diciembre acordó otorgar dos días hábiles a la FCYLF para que cumpla con lo acordado por este TADCYL en su resolución de 27 de noviembre de 2018, y se incluya al CD Palencia Balompié en la competición de Primera Regional de Aficionados Grupo A, ya que se ha comprobado que la FCYLF no está cumpliendo.

Ello obliga a tener que reiniciar la competición de Regional A de aficionados incluyendo al CD Palencia Balompié, así como otras cuestiones.

Este nuevo y vergonzoso incumplimiento de la Federación presidida por Marcelino Maté se suma, al desarrollado en el caso del Real Burgos CF SAD por el que la RFEF ha quitado todas las funciones que desarrollaba la FCYL en la Tercera Division Grupo VIII y en el que existen hasta el momento TRES REQUERIMIENTOS JUDICIALES INCUMPLIDOS.

Desde el Real Burgos CF SAD queremos exigir de los representantes políticos de CYL, una decidida actuación que ponga fin a la corrupción que impera en el fútbol regional y en concreto en los órganos de gobierno de la Federación de Castilla y León de Fútbol, exigiendo la inmediata dimisión del presidente y resto de miembros de la Junta Directiva de la FCYLF, al ser los directamente responsables de los vergonzosos incumplimientos señalados.

Ninguno de los miembros de la Junta Directiva de la FCYLF, ni de su Comité Ejecutivo, ni de la Comisión Delegada, HASTA HOY, ha presentado su dimisión, ni realizado ninguna actuación expresa para dar cumplimiento a lo acordado por el TADCYL, a pesar que INISITIMOS, les podrían ser exigibles varios millones de euros en daños de manera personal, tanto por el CD Palencia Balompié como por el Real Burgos CF SAD y el resto de equipos afectados por esta serie de decisiones adoptadas de manera absolutamente ilegal, en estos casos. Además de las oportunas responsabilidades disciplinarias deportivas. En Burgos a 3 de enero de 2019.

Impactos: 23