La Universidad y la Empresa en femenino y plural

La Universidad y la Empresa en femenino y plural

Las vicerrectoras de la ULE, María Dolores Alonso y Ana Isabel García, protagonizan la cena-coloquio del Grupo de Mujeres Empresarias del CEL relatando sus experiencias académicas y de gestión y acercando el mundo universitario a la realidad empresarial de la provincia

El Grupo de Mujeres Empresarias del CEL celebró ayer, 28 de junio, en el restaurante Bitácora su última reunión y cena-coloquio antes de iniciar el periodo estival durante el que suspenden parcialmente sus actividades para retomarlas en el mes de septiembre.

Las invitadas al encuentro fueron la vicerrectora de Relaciones Institucionales y con la Sociedad, Mª Dolores Alonso, y la vicerrectora de Estudiantes y Empleo, Ana Isabel García Pérez, ambas docentes e investigadoras y, desde mayo de 2016, gestoras en la Universidad de León.

Tras las presentaciones profesionales breves de cada una de las treinta asistentes y las más largas de las empresas Editorial Péndula, Grupo Hosteleón y Exclusive by Irina, la vicepresidenta del CEL, Manoli González, presentó a las dos protagonistas de la cena-coloquio que, posteriormente, fueron relatando sus trayectorias profesionales y su experiencia como vicerrectoras y gestoras en el equipo de gobierno del rector de la ULE, Juan Francisco García Marín.

La vicerrectora de Relaciones Institucionales y con la Sociedad, María Dolores Alonso, doctora en Filología Hispánica y profesora de Didáctica de la Lengua y Literatura, recordó sus inicios como estudiante en el colegio de las Anejas y la influencia de sus padres en su querencia por la lengua, la literatura y la metodología de la enseñanza. Antes de ocupar su plaza en la Universidad de León, fundó junto a su marido y otros compañeros, una academia de idiomas, que le permitió experimentar en carne propia lo que es el emprendimiento y la empresa. “Mi responsabilidad en la universidad es una combinación de docencia, investigación y gestión. Trabajo formando a los maestros y profesores del futuro y siempre he tenido mucho contacto con los colegios, institutos y otros centros educativos de la provincia”. Alonso-Cortés mencionó también el momento en el que decidió aceptar la propuesta del Rector, superando sus dudas iniciales “porque comprendí que tenía que comprometerme con la universidad que me había formado”, y resumió las áreas de trabajo de su vicerrectorado “volcado hacia la sociedad y con áreas en las que las empresas tienen mucho que aportar”.

Por su parte, la vicerrectora de Estudiantes y Empleo, Ana Isabel García Pérez, doctora en Ciencias Químicas y catedrática de Ingeniería Química, desgranó sus inicios en Oviedo, donde estudió la carrera, su labor investigadora, especialmente sobre temas de biotecnología (mecanismos de fermentación de la cerveza), su estancia en Bélgica, su paso fugaz por Zaragoza y su vuelta a León, en concreto al Bierzo, donde fue una de los pioneros que iniciaron la actividad universitaria en el Campus de Ponferrada. García Pérez se refirió también a su labor docente, impartiendo clases en Ingeniería Agraria y Mecánica y en varios Másters, y a su nueva etapa de investigación en gestión de aguas residuales y energías renovables. Como vicerrectora destacó “la ilusión con la que trabaja todo el equipo”, su trabajo gestionando actividades como las asociaciones de estudiantes, las becas, las fiestas universitarias… y áreas tan importantes como las pruebas de acceso a la universidad, becas, el área de Empleo con las prácticas curriculares y extracurriculares de los estudiantes, etc. “Este año hemos puesto en marcha por primera vez la Oficina del Egresado Emprendedor, gestionada por Secot, que está funcionando muy bien y que es una apuesta por promover el emprendimiento entre nuestros estudiantes”.

Ambas responsables universitarias coincidieron en la necesidad de conseguir mayor presencia femenina en los cargos directivos de las empresas “hasta lograr una paridad similar a la que existe en la Universidad de León”, y de valorar posibles vías de colaboración “positivas para ambas partes entre la ULE y el tejido empresarial de León”.

Un animado coloquio e intercambio de obsequios por parte de la vicerrectora de RR.II.y de las empresarias que realizaron las presentaciones profesionales puso el punto final a un cordial encuentro en el que empresas y universidad acortaron distancias e intercambiaron ideas de colaboración.

Impactos: 43

Compartir